Tres ventajas de disponer un ERP en ‘cloud’

Más seguridad, más protección, más estabilidad. En realidad, estas tres razones apuntan hacia lo que realmente es estratégico en las organizaciones, más allá incluso, de que la gestión de sus procesos sea 100% eficiente: salvaguardar la información que manejan. Salvaguardar el dato, en el más amplio sentido de la expresión. Un ERP apuesta por el acceso al dato sencillo y rápido, por el intercambio de información, por la actualización automática, por eso es estratégico que, cualquier tecnología que soporte al aplicativo de gestión en cuestión, esté avalada por las más altas garantías acerca de la seguridad y fiabilidad que proporciona.

Responsabilidad tecnológica diluida. Gestionar una Asociación es una tarea complicada por lo que, liberar todo el tiempo y todos los recursos posibles, exime a sus responsables de determinadas tareas necesarias, pero de escaso valor. Si la responsabilidad sobre la tecnología recae sobre el proveedor, es decir, es él, quien se encarga de hacer que todo funcione, de proporcionar el soporte y mantenimiento adecuado, de actualizar los sistemas y de hacer que el mecanismo alrededor de la tecnología sea el adecuado.

Libertad de movimiento. El trabajo en la oficina ya no es tan prioritario como hace unos años. Cada vez con más frecuencia, las empresas implementan diferentes fórmulas para impulsar la flexibilidad -trabajar desde casa, en otras sedes distintas a la oficina central, etc.- Ubicar la aplicación en la nube permite el acceso a la misma y a los datos que almacena desde cualquier lugar del mundo en el que exista una conexión a Internet.

El paso del tiempo ha demostrado que, además del coste inicial, existen otras razones adicionales como la seguridad, la confianza y el servicio, que impulsan a las organizaciones medianas y pequeñas a decantarse por la nube.

Para más información, visite nuestra web Sibu ERP Cloud Solutions o síganos en Facebook